publicidad
la aventura de viajar con bebas

Viajes y Escapadas, Pequeños,

La aventura de viajar con bebés

 [10 de junio de 2014 | No hay Comentarios ] Victoria Carmona Facebook LinkedIn Twitter Hootsuite Email Addthis

Ahora que se acercan las vacaciones de verano y toda la familia se dirige al lugar de descanso, la mayoría de las ocasiones, en coche; hay que ingeniárselas para poder viajar tranquilos cuando un bebé va a bordo, sin que ello nos suponga una preocupación añadida al resto de preparativos.

Victoria Carmona

Un viaje, sobre todo si es largo, es aburrido e incómodo para todos y aún más para los más pequeños de la casa. Además, cuando se viaja con niños pequeños los planes tienen que ser flexibles y contar con que nos puede surgir cualquier imprevisto de última hora y alterar nuestras previsiones.

Seguridad, ante todo

Antes de iniciar el viaje en coche, hay que hacer una pequeña revisión, incluyendo la silla en la que viaja el bebé, adecuada a su peso y bien ajustada y anclada; lo mejor es que el bebé viaje en la parte de atrás, pero si se opta por el asiento del copiloto antes tenemos que asegurarnos de haber desactivado el airbag.

En segundo lugar, hay que planificar bien la ruta y escoger con cuidado la hora en que vamos a viajar: es recomendable hacerlo a primeras o últimas horas del día para pasar el menor calor posible.

En tercer lugar, es recomendable parar cada dos horas, más o menos, para darle de comer, cambiar el pañal y jugar un poco con él. Durante el trayecto debe llevar ropa cómoda y comprobar cada cierto tiempo si suda o tiene frío. Es bueno llevar conectado el aire acondicionado a una temperatura suave y parasoles para que el sol no le dé directamente.

El kit de viaje

Es bueno llevar a mano toallitas, pañales, crema para el culito, bolsas de plástico y chupetes. Imprescindible también un biberón con agua, baberos, ropa de cambio y todo lo necesario para preparar el biberón o la papilla. Y si ya come sólido, también llevar algunas galletas, pan o frutas.

No hay que olvidarse tampoco de la cartilla de la seguridad social o seguro médico, la cartilla de vacunación e informes médicos si padeciera alguna dolencia. No sobra informarse de los centros médicos más cercanos por si hubiera que hacer uso de ellos.

El botiquín

Imprescindible resulta llevar un botiquín con material general (tiritas, gasas, tijeras, suero…), antitérmicos como paracetamol o ibuprofeno, un termómetros, una crema para las picaduras, un repelente de insectos, crema de protección solar, medicación contra el mareo y los medicamentos de uso habitual que necesite el bebé.