publicidad
cuida tu garganta en invierno

Belleza y Cosmética,

Cuida tu garganta en invierno

 [20 de diciembre de 2014 | No hay Comentarios ] Sonia Baños Facebook LinkedIn Twitter Hootsuite Email Addthis

El dolor de garganta y las molestias en el cuello son síntomas típicos en estas fechas. El frío ha llegado de golpe y nuestro cuerpo se resiente. Pero no te resignes, libérate de este malestar con remedios muy naturales.

Sonia Baños

Con la llegada del frío, aparecen los constipados, las infecciones, los dolores de garganta… Pero para luchar contra ellos, hay infinidad de remedios naturales muy útiles. 
 
Remedios naturales para la garganta
La homeopatía es una medicina natural muy útil para prevenir y curar los constipados y sus síntomas. Productos como la Belladona, por ejemplo, se utilizan para aliviar el dolor de garganta y la faringitis. El Aconitum napellus se suele recomendar para conseguir que el resfriado no vaya a más o en casos de afonía. En cambio, para la tos, uno de los remedios homeopáticos más recomendables es la Ipeca.
 
 
Si optas por tomarte algún suplemento para luchar o prevenir las infecciones de garganta y cuello,  puedes escoger entre infinidad de propuestas. El Própolis, una sustancia que la abejas utilizan para sellar y proteger los panales de miel, tiene efectos antisépticos y refuerza las mucosas. El zinc también reduce considerablemente los síntomas del resfriado y del consiguiente dolor de garganta. Otro suplemento muy eficaz para aliviar el dolor de cuello es la Vitamina C. 
 
 
Pon de tu parte
Además, de ayudarte con complementos o medicamentos para aliviar el dolor de garganta es importante que sigas estos consejos que te ayudarán a que la molestia dure el menor tiempo posible:
 
1 - Bebe mucha agua
2 - Haz gárgaras con un zumo de limón y miel.
3 - Exprime el zumo de un limón y en una cuchara añade un poco de bicarbonato, haz gárgaras con esta mezcla cada 4 o 5 horas.
4 - Exprime el zumo de una naranja, añádele un ajo triturado y bébetelo. 
5 - Evita fumar
6 - Controla la humedad del ambiente. El uso de un humidificador será muy útil.
7 - Un remedio muy natural es colocar, a la hora de ir a dormir, media cebolla en la mesita de noche, notarás cómo tu garganta no se seca y la tos desaparece.
 
¿Sueles sufrir en invierno de dolores de garganta e irritación de cuello?