publicidad
olvadate de que llevas un implante dental

Salud,

Olvídate de que llevas un implante dental

 [21 de mayo de 2015 | No hay Comentarios ] Maribel Martínez Facebook LinkedIn Twitter Hootsuite Email Addthis

Las piezas cerámicas PURE de Straumann son una alternativa dental coloreada y sin metales que tiene el aspecto de un diente sano y se comporta como tal.

Maribel Martínez

El paso del tiempo es imparable, y muchas veces no podemos hacer nada para evitar que vaya dejando huellas en nuestro cuerpo. Una de las partes donde más mella hace es en la boca. Los dientes son una parte fundamental de nuestro aspecto físico y tienen una función básica en el sistema digestivo. A partir de los 65 años, muchas personas se enfrentan a la pérdida dental. Pero no solo se produce por causas naturales: cerca de un 70% de los adultos entre 35 y 44 años han perdido al menos un diente de su arcada dentaria fruto de un traumatismo, enfermedad periodontal, caries o tratamientos fallidos. 
 
Una buena alternativa para hacer frente a este problema son los implantes, pequeñas piezas con forma de espiga que se introducen en el maxilar para sustituir la raíz del diente que falta. Son una solución médica y estética a largo plazo que ofrece una mayor calidad de vida: te permite masticar mejor y hablar con mayor claridad que otro tipo de dentaduras. 
 
El implante cerámico Pure de Straumann te permite lucir una sonrisa perfecta y muy natural. La clave está en el material con el que se ha confeccionado, cerámica de alta resistencia. Dado que tiene el color del diente natural, el implante no brilla en el caso de encías finas o retraídas. Es una solución estética que mantiene a su vez los estándares de calidad que ofrecen otros implantes de esta firma suiza: fiabilidad, alta resistencia, excelente integración en el hueso y propiedades que permiten un resultado extraordinario a nivel funcional. 
 
Esta cerámica de alta resistencia de Straumann no contiene metales y ofrece una buena cicatrización y una excelente integración del tejido blando, lo que permite conseguir una apariencia mucho más natural, como de un diente real. Al ser de zirconio, la encía se adhiere de tal forma al cuello de implante, que no deja entrar bacterias, comida etc... Este efecto sellado es muy importante porque facilita una higiene bucal perfecta y hará que nos olvidemos de que nos hemos sometido a este tratamiento.