publicidad
la nueva quotbanda sonoraquot de los fogones de sinfoniacutea rossini

Gastronomía y Enología,

La nueva "banda sonora" de los fogones de Sinfonía Rossini

 [21 de diciembre de 2016 | No hay Comentarios ] Charo Facebook LinkedIn Twitter Hootsuite Email Addthis

Todos los "instrumentos" empleados en esta nueva etapa se dejan saborear en medio de un ambiente íntimo y cuidado, donde la calidad de su cocina mediterránea con sello italiano pone siempre un broche de oro.

Charo

Sinfonía Rossini, situado en el emblemático Barrio de las Letras, en Madrid, continúa su andadura de buen hacer, en el que cada mínimo detalle es tratado con cariño y profesionalidad. Su actual chef, Juan Manuel Neira, completa un currículum que ya cuenta con horas de trabajo en restaurantes como Quique Dacosta, Calima o Ramón Freixa, entre otros. En este caso, Neira capitanea un equipo formado por cinco personas. Así, Sinfonía Rossini, que cuenta desde 2015 con un sol Repsol, se ha consolidado como un restaurante gastronómico de cocina mediterránea con inspiración italiana, con productos de primera calidad y una técnica cuidada, obteniendo en cada uno de sus platos un auténtico juego de sabores. El vanguardismo de Neira se aleja del convencionalismo que enmarca a la comida italiana, ya que elabora una carta en la que se puede encontrar una variedad de platos, entre ellos, la Berenjena a la parmesana con lomo bajo, los Raviolis de confit de pato con remolacha y espuma de salsa Rossini, el Cordero guisado con crema de apio nabo e hinojo fresco, el Risotto de calabaza con trompetilla negra o la Tarta de ricota, zanahoria y eneldo. Asimismo, otra forma de disfrutar por completo de la experiencia de Sinfonía Rossini es dejarse llevar por su menú degustación, compuesto por cuatro pases, y que finaliza con un punto dulce extra al final.

Este acogedor rincón, formado por dos salones independientes, resulta un lugar perfecto tanto para una agradable velada en pareja como para una reunión de trabajo o encuentro familiar. Sobre todo, porque en él se consigue una tranquilidad derivada de la armonía entre los tonos cálidos elegidos para su decoración y la madera que cubre la bodega que preside uno de los espacios. TPor lo que todo ello evoca a un ambiente cómodo y relajado.