publicidad
iquestqueacute cobran los instagramers por la publicidad encubierta

Fotografía y Vídeo, Apps,

¿Qué cobran los instagramers por la publicidad encubierta?

 [29 de diciembre de 2016 | No hay Comentarios ] Guillem Alsina Facebook LinkedIn Twitter Hootsuite Email Addthis

Hasta 2.000 euros puede embolsarse un instagramer famoso y con gran cantidad de seguidores, por sacar un producto en una foto de su perfil pero sin explicar abiertamente que ello se trata de publicidad.

Guillem Alsina

Es algo que todos sabemos pero no podemos demostrar: muchos instagramers de primera línea (como youtubers y twiteros de otra forma), de los que acumulan una gran cantidad de seguidores y visitas en sus posts, realizan publicidad encubierta de diversos productos, ubicándolos en sus instantáneas.

La cuestión es ¿cuanto cobran por ello? La disparidad de cifras, que van desde el regalo del producto anunciado o unos pocos centenares de euros, hasta un caché de miles, constituyen solamente rumores, pero ahora un artículo puede arrojar algo de luz sobre el asunto, fijando unas tarifas que pueden llegar hasta los 2.000 euros por una foto en el caso de los instagramers más seguidos.

La información la publicaba el periodista Iker Morán, especializado en imagen y fotografía, en Photolari, en un artículo de principios de este mes en el cual cita a fuentes vinculadas directamente con el sector, aunque estas han solicitado ser mantenidas en el anonimato. Photolari es una publicación online dedicada, precisamente, al mundo de la fotografía y todo aquello que la rodea.

El propio Morán ya había hablado con anterioridad de precios más a la baja, sobre los 300 a 500 euros por instantánea publicada en la cual saliera un determinado producto del anunciante pero sin declararlo explícitamente como publicidad (esto es, pues, encubierta), pero nuevas indagaciones le han llevado a establecer un precio todavía más “escandaloso” por, simplemente, mostrar un producto en una fotografía pero como si fuera obra del instagramer sin mediar una paga de por medio.

La publicidad encubierta en las redes sociales no está bien vista por los internautas, pero es un secreto a voces que se practica, y lo más difícil es saber cuales son las cifras que se mueven a su alrededor.

El público joven, principal objetivo de las grandes marcas y que son los más permeables a la influencia de las nuevas estrellas mediáticas de la red (que, no en vano, reciben el nombre de influencers), es el principal destinatario de este tipo de publicidad, ya que son más influenciables.