18 ideas para picar entre horas

Responsive image

by Carmen Reija. Farmacéutica y divulgadora sanitaria
No es necesario renunciar a todo lo que nos apetece. Cuando sentimos la necesidad de comer algo entre horas, el denostado picoteo, lo consideramos negativo, innecesario, perjudicial e insano. En realidad no tiene por qué ser así si eliges los alimentos y bebidas adecuados. Disfrútalo de una manera saludable.
 

Si no puedes o no quieres evitar el "picoteo", te recomendamos que escojas entre los siguientes alimentos y bebidas:

1- Fruta fresca. Todas resultan válidas para ese momento en que necesitas meter algo en la boca. Lo mejor es que la consumas de temporada, entera, bien lavada y sin pelar e incluyas un cítrico como naranja o mandarina, al menos una vez a la semana, pues aportan sustancias beneficiosas para el colon y evitan el estreñimiento.

2-Fruta deshidratada (orejones y pasas, por ejemplo). Presentan un mayor aporte calórico pero se consideran una fuente de energía muy adecuada. Puedes encontrarlas a la venta, envasadas en cómodas bolsitas.

3-"Crudités" como zanahoria, puerro o apio en crudo. Constituyen una buena opción y un cambio interesante respecto a lo habitual.

4- Yogur desnatado combinado o no con frutas frescas (fresas, plátano o pera), con miel o frutos secos (nueces, avellanas o almendras).

5-Una onza de chocolate negro, mejor a partir del 70% de cacao.

6-Tortitas de maíz o arroz.

7-Barritas de cereales bajas en azúcar y grasa.

8-Dos o tres galletas. Puedes elegir de avena, con soja, con fibra o las de toda la vida.

9-Agua. Bebe cada vez que te apetezca. Lleva tu propia botella de agua y bebe cuando "sientas hambre".

10-Zumos sin azúcar. Mejor naturales, pero puedes consumir los elaborados sin azúcar ni aditivos.

11-Infusiones sin azúcar. Infinitas variedades en los puntos de venta. El té verde por su gran poder antioxidante resulta muy adecuado.

12-Batidos naturales de frutas o verduras. Aprovecha sus ventajas si estás en casa y puedes prepararlos con una licuadora utilizando los ingredientes que tú quieras.

13-Aceitunas (con aminoácidos esenciales). No abuses de su consumo si sigues un régimen bajo en sal o elígelas elaboradas en esas condiciones.

14-Encurtidos (cebollitas y pepinillos, por ejemplo), resultan deliciosos si te gustan los alimentos con sabor a vinagre.

15-Frutos secos (mejor al natural, sin tostar y sin sal), el sistema cardiovascular se ve muy beneficiado por su consumo.

16-Tostadas integrales con fiambre bajo en sal y grasa. Un pequeño bocadillo apetece a cualquier hora. Puedes añadir vegetales como lechuga o tomate para incrementar su valor nutricional.

17-Conservas de pescado (mejillones, sardinillas o berberechos, entre otros). No se debe abusar de su consumo pero tampoco tienes que renunciar a ellos.

18-Espárragos, muy diuréticos y ricos en fibra resultan perfectos para regular el tránsito intestinal.

De todas las opciones propuestas lo más recomendable es que, si tienes la necesidad de "comer algo", optes por frutas y vegetales en cualquiera de sus formas. Son muy sanas y presentan muchas ventajas:

-Reducen el riesgo de padecer problemas cardíacos y otras enfermedades.

-Tienen muy pocas calorías y pocas grasas.

-Contienen vitaminas, minerales y fibra (imprescindible para el correcto funcionamiento del intestino).

-Son fáciles de consumir en cualquier sitio en el que te encuentres.