Tips para fomentar un desarrollo positivo en la infancia

Responsive image

by Estefanía Grijota
La niñez es una época fundamental para el desarrollo del niño y del futuro adulto. La importancia de una buena comunicación, de un ambiente seguro, de compartir tiempo de calidad, aprender a conocer y manejar las emociones es la base para un desarrollo positivo en la infancia
 

¿Cómo criar a un niño con tranquilidad y positividad? Lo primero de todo es generar un espacio seguro donde los niños puedan comenzar a desarrollar su identidad. Los niños necesitan un contacto físico y emocional, y mostrarle afecto a tu hijo ayudará a que tenga unas mejores relaciones futuras.

Es importante que haya una buena comunicación, junto con el contacto físico una buena comunicación es necesaria para un correcto desarrollo emocional. Así, tal y como explica la psicóloga Laura Blázquez de mundopsicólogos es muy importante "validar y enseñar a gestionar sus emociones, es importante que hijo pueda compartir abiertamente contigo sus emociones, tener tiempo de calidad para tus hijos. Invertir en vuestro vínculo afectivo y jugar con tus hijos, los niños ensayan a través del juego situaciones, es la mejor manera de desarrollar su madurez emocional", cuenta.

Tips para superar los traumas de la niñez

La palabra trauma proviene del griego "herida", cuando una persona ha sufrido traumas puede sentir alteraciones a niveles de la percepción y cognición. Tras una situación de trauma el cuerpo puede quedar sometido a un funcionamiento de supervivencia. Y como herida que es durante la adultez necesitará cuidados especiales para su cura.

Identifica si existen tanto conductas como síntomas en tu presente que te hagan pensar que puede existir un problema. Quizás muestres dificultad en tus relaciones interpersonales como causa de no haber tenido un vínculo estable y seguro en tu infancia.

Reflexiona lo que te esta afectando y si tienes alguna dificultad a la hora de identificar y gestionar tus emociones.

Entender que ante una conducta manifiesta puede haber una base que se ha generado a partir de experiencias traumáticas.

Hablar de lo que nos duele, sana. Es importante que puedas hablar de lo que sientes libremente y compartirlo con los demás ayuda a aliviar esa carga.

Responsabilízate de ti, no has elegido la infancia que has vivido pero ahora sí puedes elegir.

Aprende a conocerte y sanar en el presente eso que aún te duele.

Busca ayuda profesional, si por mucho empeño que pongas en mejorar sientes que no es posible por tu cuenta, ponte en manos de un profesional de la psicología para encontrar tu problema e intervenir en él.

Foto principal: Pexels