Sácate de encima las cartucheras con ejercicio y constancia

Responsive image

by Merce Rey  
Esta grasa acumulada en la parte lateral superior de los muslos suele dar más de un quebradero de cabeza al público femenino. Aunque las hormonas son una de las principales causas de su aparición, también pueden influir otros factores como la genética, la mala circulación o la retención de líquidos, por lo que llevar una dieta equilibrada y practicar ejercicio suele ser el tándem perfecto para estilizar la silueta.
 

Los milagros no existen. Para reducir la concentración de grasa en esta zona no basta con dejar de ingerir grasas y azúcares, suprimir la cafeína, el alcohol o el tabaco, y ponerse a hacer ejercicio sin parar. Todo tiene un proceso, en la perseverancia y constancia está la clave. Como ocurre en otras ocasiones, los factores hereditarios, el sedentarismo, el sobrepeso, los problemas circulatorios, llevar ropa ajustada, la retención de líquidos y no comer como se debería pueden afectar a que en tu cuerpo exista una mayor concentración de grasa en esta zona.

Nuestro cuerpo produce una mayor cantidad de estrógenos durante la pubertad y en el embarazo favoreciendo el apelmazamiento de la grasa en ciertas áreas del cuerpo, como muslos y caderas. Su aparición suele ser un problema para las mujeres, sobre todo a nivel estético, pero la solución no tiene por qué ser pasar por quirófano, hay otras alternativas, aparte de las cremas. Para hacerle frente se debe combinar la alimentación variada, la actividad física y una buena hidratación.

Desde la esterilla

En el canal MASmusculo, la experta Ana Raya propone una serie de ejercicios para reducir la grasa acumulada. Para ello, comienza haciendo una plancha lateral con elevación. Colócate sobre una esterilla de lado, procurando que el codo quede justo debajo del hombro, con la rodilla apoyada y la cadera arriba, comienza a realizar las elevaciones laterales con la pierna contraria. Si te resulta más cómodo, puedes apoyar la mano sobre la cadera. Tendrás que hacer veinte repeticiones con cada pierna.

Para el siguiente ejercicio, te mantendrás en la misma posición, pero esta vez para realizar una plancha lateral con círculos. Ahora, harás un círculo hacia afuera y otro hacia dentro veinte veces seguidas con cada una. Llevarás la pierna hacia arriba y con ella dibujarás esta figura geométrica, con la mano sobre la cadera.

El último consiste en una flexión y elevación de pierna. Ahora, ponte acostada lateralmente sobre la superficie, con el codo flexionado y llevando la mano por detrás de la cabeza, pero sin tener el cuerpo totalmente estirado, con las piernas un poco flexionadas. Ahora, flexiona una de las piernas, y elévala arriba tras este paso para después continuar con otra flexión antes de llevar tu pierna hacia abajo. Al igual que con los ejercicios anteriores, lo harás veinte veces con cada pierna.

FOTO PRINCIPAL.: Photo by Sora Shimazaki from Pexels.