9 trastornos del estado de ánimo

Responsive image

by Carmen Reija. farmacéutica y divulgadora sanitaria
Cuando padeces un trastorno del estado de ánimo, tu estado emocional o de ánimo general está distorsionado, no coincide con tus vivencias reales e interfiere en tu bienestar y funcionamiento general. Puedes sentirte muy triste, vacío o irritable o presentar períodos de depresión alternados con una excesiva felicidad. Consulta a tu médico.
 

El estado de ánimo se ve afectado por los trastornos de ansiedad que suelen presentarse junto a la depresión, por ejemplo. Los trastornos del estado de ánimo pueden aumentar el riesgo de suicido, lo que indica la importancia de su diagnóstico y tratamiento profesional.

Los síntomas asociados a estos problemas son variados. Cuando sientas que tus emociones interfieren en tu trabajo, en tus relaciones, en tus actividades sociales o en otros aspectos de tu vida, ha llegado el momento de consultar al médico.

También es necesario acudir a su consulta si tienes problemas con el alcohol, el juego o las drogas o si presentas conductas o pensamientos suicidas (en este caso, la consulta y tratamiento constituyen una urgencia).

Entre los trastornos del estado de ánimo destacarían:

1-Depresión inducida por consumo de drogas o medicamentos. Se presentan síntomas de depresión durante el consumo de sustancias o poco después, durante la abstinencia o tras la exposición a un medicamento.

2-Depresión relacionada con una enfermedad física. Se presenta un estado de ánimo deprimido persistente y una pérdida significativa del placer en todas las actividades o en gran parte de ellas, en relación directa con los efectos físicos de otra enfermedad.

3-Trastorno afectivo estacional. Se considera una forma de depresión, normalmente asociada a la reducción de las horas de luz solar.

4-Trastorno bipolar. Se denomina también depresión maníaca o trastorno afectivo bipolar. Sería una depresión en la que se alternan etapas de depresión y manía.

5-Trastorno ciclotímico. Es un trastorno que provoca alteraciones emocionales de menor intensidad que en el trastorno bipolar.

6-Trastorno depresivo mayor. Incluye períodos prolongados y persistentes de tristeza muy intensa.

7-Trastorno depresivo persistente. También llamado distimia, es una forma de depresión a largo plazo que se cronifica.

8-Trastorno de desregulación disruptiva del estado de ánimo. Es un trastorno en el que se presenta irritabilidad crónica, grave y persistente en los niños. A menudo incluye berrinches frecuentes que no son congruentes con la edad del niño.

9-Trastorno disfórico premenstrual. Se refiere a los cambios en el estado de ánimo e irritabilidad que se producen durante la fase premenstrual y desaparecen al empezar la menstruación.

Un trastorno del estado de ánimo no desaparece por sí solo. En realidad, lo más frecuente es que empeore con el tiempo. Es necesario buscar ayuda profesional antes de que se agrave, pues será más fácil tratarlo en su inicio. De manera general, en la mayor parte de las personas, los trastornos del estado de ánimo pueden tratarse con éxito empleando medicamentos y terapia psicológica.

Si te sientes mal y te preocupa estar padeciendo un trastorno del estado de ánimo, consulta a tu médico y/o acude a un psicólogo. Es importante que te ayuden a valorar la situación y establezcan los mecanismos necesarios para lograr tu recuperación completa.