6 aptitudes de una persona mentalmente fuerte

Responsive image

by Estefanía Grijota
La fortaleza mental está al alcance de todos. Se puede crear, desarrollar, aprender con entrenamiento y algunas técnicas; es la capacidad del ser humano que nos permite tomar las riendas de cualquier situación, manteniendo la calma.
 

Muy relacionada con la autoestima y el autoconcepto, todo el mundo puede alcanzar ser mentalmente fuerte, pero cada una de nosotras tenemos una historia familiar que nos inculca patrones de comportamiento y afrontamiento, y la educación recibida marca un estilo de conducta y de interpretación de la realidad.

Regina Insa Martínez, psicóloga, terapeuta Gestalt y coach de mundopsicologos, nos ofrece unos consejos para aprender a ser más fuerte mentalmente.

¿Qué significa ser mentalmente fuerte?

"La fortaleza mental es la capacidad del ser humano que nos permite tomar las riendas de la situación y, pase lo que pase, encaminar el pensamiento, actitud y conducta a conseguir lo propuesto de la mejor manera posible", dice.

"Es la capacidad de mantener la calma en una situación complicada o desfavorable y de mantenerse fuerte y saludable después de que algo negativo, difícil o desafiante suceda. Se asocia también con la fuerza de voluntad cuando la vinculamos con la capacidad de persistir procesos complicados (por ejemplo, estudiar una oposición, sobrellevar con actitud positiva el tratamiento de un cáncer, etc.), de iniciarlos (iniciarte en la práctica de una disciplina deportiva o artística) o para evitar iniciar conductas o pensamientos que consideran negativos o no recomendables (respeto a la norma, alejarse de vicios y hábitos insanos sin dudar)", continúa.

"Tener fortaleza mental permite tener un propósito y conseguirlo pese a las dificultades que surjan. La persona fuerte mentalmente tiene la capacidad de distanciarse de las emociones que surgen; deja de lado las excusas, las distracciones y la evitación y sigue el camino hacia el objetivo; es capaz de observar cuándo y qué le aleja de su objetivo y reconduce para volver a su plan", prosigue la psicóloga Regina Insa Martínez.

¿Cuáles son las características de una persona mentalmente fuerte?

"En resumen, les caracteriza la responsabilidad, la capacidad de superación y la persistencia: asumir responsabilidades en la vida, sortear obstáculos y luchar por sus metas», explica la psicóloga.

1. Objetivo. No pierden su objetivo de vista y lo tienen claramente definido. Saben qué recursos necesitan y también, qué les sobra, qué no necesitan. Son personas que tienen sus principios muy claros y bien definidos y los utilizan de guía para sus elecciones.

2. Límites. Saben decir no a aquello que les aleja de su objetivo o va en contra de sus principios. Y se saben guardar de las circunstancias y personas que les pueden alejar de ellos. Saben marcar bien los límites.

3. Oportunidad. Ven la dificultad y el contratiempo, el error, etc. como una oportunidad para desarrollarse, ser mejor persona, mejorar alguna habilidad y por ello, aprenden de lo que les pasa, sobre todo, de los errores (que no consideran fracasos sino como aprendizajes).

4. Fuera de la zona de confort. Son valientes, enfrentan sus miedos. Se atreven a salir de su zona de confort y aunque sientan miedo o incomodidad, siguen adelante. Lo nuevo y lo diferente significa aprendizaje.

5. Autogestión. Encuentran bienestar, principalmente, a través de ellos mismos. Es decir, pueden sentirse bien y felices sin depender de los demás, aunque, por supuesto, esto no signifique que no disfruten de compañía.

6. Inteligencia emocional. Tienen inteligencia emocional, es decir, saben identificar sus emociones y gestionarlas oportunamente. En general, tienen recursos internos que permiten tomar distancia emocional y mantenerse firmes en sus propósitos.

Foto principal: Pexels