¿Sufres con la regla? Con estos tips puedes aliviar los dolores

Responsive image

by María Robert 
Se estima que entre el 25% y el 60% de las mujeres la padecen, y hasta el 15% de los casos pueden llegar a presentar el dolor con más intensidad
 

Por desgracia, sufrir dismenorrea, es decir, reglas dolorosas es muy frecuente entre las mujeres. Se estima que entre el 25% y el 60% de las mujeres la padecen, y hasta el 15% de los casos pueden llegar a presentar el dolor con más intensidad, lo que se conoce como dismenorrea severa. No es baladí, ya que puede ser una causa importante de incapacitación laboral, de autoeducación y de consulta.

Estos síntomas suelen deberse a calambres menstruales, es decir, dolores palpitantes o cólicos en la parte baja del abdomen. Es habitual también que vengan acompañado de otra sintomatología, como dolor de espalda, náuseas o dolores de cabeza.

Sin embargo, dentro de que es muy común, conviene distinguir los dos tipos de dismenorrea que existen, dado que las causas son diferentes. Mientras que la primaria no está causada por ninguna otra afección (sino de un exceso de prostaglandinas, productos químicos del útero que provocan los calambres al hacer que los músculos se contraigan y relajen), suele comenzar uno o días antes de la menstruación y dura pocos días, la dismenorrea secundaria tiene su germen en enfermedades que afectan a los órganos reproductivos, como la endometriosis y los fibroides uterinos. Ambas también difieren en que una amaina con los años y la otra empeora.

¿Qué puedo hacer para contra el dolor del período?

La más extendida es sin duda la dismenorrea primaria, que supone el 90% de todos los dolores de regla y se suele calmar con antiinflamatorios y/o anticonceptivos orales. Ahora bien, recurrir a la farmacología no es el único remedio eficaz. Para ayudar a aliviar el dolor de tu período puedes probar una variedad de métodos.

Las infusiones antiinflamatorias, especialmente la melisa, la canela y la manzanilla, son uno de los remedios naturales más efectivos para calmar la dismenorrea. También ha demostrado la ciencia que las mujeres que comen altas cantidades de omega 3 y vitamina B12 tenían una regla menos dolorosa. Así que ya sabes, que en tu dieta no falte pescado azul, semilla de lino y de chía, soja, frutos secos, aguacate y queso.

Más conocido como remedio de la abuela de toda la vida es el de aplicar calor en la zona. Es bueno colocar una bolsita de agua caliente o una esterilla eléctrica en el vientre y en la zona baja de la espalda, así como tomar un buen baño de agua caliente. Puedes aprovechar para darte después suaves masajes circulares con una mezcla de aceites esenciales de mejorana, jengibre o geranio.

Otra opción, aunque no apetezca, es mantener relaciones sexuales. Con ellas se liberan hormonas (oxitocina y endorfinas) que tienen un efecto analgésico. Y para las menos escrupulosas, un remedio natural muy eficaz es un preparado de leche y cebolla, dos ingredientes que son calmantes naturales. Elabóralo mezclando un litro de leche con 250 gramos de cebolla y poco a hervir durante 10-15 minutos. Tómatelo cuando te empiece a doler. Bueno, si te atreves.