¿Protegen realmente la piel los productos que se venden como anticontaminación?

Responsive image

by María Robert 
Numerosos estudios han relacionado la contaminación con afecciones de la piel que incluyen urticaria, acné, envejecimiento prematuro de la piel y afecciones inflamatorias como el eccema
 

Las rutinas skincare que se venden como protectoras ante los efectos de la contaminación están a la orden del día en el mercado de la belleza. Promocionar este beneficio en un mundo cada vez más concienciado con el desastre medioambiental en el que vivimos, a causa de la polución y el cambio climático, es sinónimo de ventas.

Más allá el reclamo publicitario, es posible que alguna usuaria se haya cuestionado alguna vez dos interrogantes acerca de estas gamas beauty ¿Es la contaminación realmente nociva para la piel? ¿Y cómo puede protegerla una rutina de productos anticontaminación?

Como muchas de las tendencias de belleza más importantes del mundo, la ola del "cuidado de la piel anticontaminación" comenzó en Asia. Tiene sentido, en algunas grandes ciudades asiáticas como Beijing, la contaminación del aire rebasa con mucho los niveles salubres. Y dado que el cambio climático se está convirtiendo en un problema global, la preocupación por la contaminación también lo es.

Cómo la contaminación daña la piel

Numerosos estudios han relacionado la contaminación con afecciones de la piel que incluyen urticaria, acné, envejecimiento prematuro de la piel y afecciones inflamatorias como el eccema. De hecho, la absorción de contaminantes por la piel es similar a la que se produce al inhalar, por lo que el nivel de químicos novicos que se introducen en el cuerpo a través de la piel es similar que al respirar.

Investigaciones de 2015 y de 2019, han probado que la exposición crónica a contaminantes en la atmósfera genera radicales libres mientras acaba con las reservas en la piel de las vitaminas antioxidantes C y E. Esto provoca inflamación y daña la barrera cutánea. Otra de de 2011, relacionó el aumento de los niveles de contaminación por ozono con el aumento de las visitas a la sala de emergencias por urticaria, eccema y dermatitis de contacto.

Cómo protege la piel los cuidados anticontaminación

Sabiendo esto, ¿qué eficacia tienen los productos para evitar estos efectos? La certeza es que no existe mucha investigación que los respalde, y la que hay ha sido realizada por empresas cosméticas, con el consiguiente sesgo.

Es más, debido a que el término "anticontaminación" no está regulado, muchos productos para el cuidado de la piel pueden tener efectos anticontaminación sin la correspondiente etiqueta. Basta con que contengan ingredientes que protejan la piel de todas las fuentes de daño, incluidos los contaminantes ambientales.

De manera que, a la hora de elegir productos con el fin de proteger la piel de las partículas nocivas del aire, lo más recomendable es comprobar que en entre los ingredientes de su formulación lleve antioxidantes (vitamina C, retinol o vitamina A, vitamina E, niacinamida, resveratrol, coenzima Q10, flavonoides, etc.), hidratantes (ceramidas y ácido hialurónico), bloqueadores físicos de rayos ultravioletas (protector con un FPS de 30 o más) y probióticos.

Y sobre todo recordar que en belleza nada es 100% infalible, pero afortunadamente la ciencia avanza para ayudar a mantener el bienestar por dentro y por fuera.