Cómo cuidar el pelo de tu perro en casa

Responsive image

by Sonia Baños
Cuidar el pelo de tu perro es, además de una cuestión estética, un tema de salud. Al cuidar su pelo mejoramos el bienestar general de nuestra mascota. El pelo es la capa exterior que les protege y, cuanto mejor esté por fuera, mejor estará por dentro.
 

Un pelo terso, brillante, con movimiento es sinónimo de buena salud. Por eso, a la hora de plantearnos cuidar el pelo de nuestro perro, no basta tan solo con cepillarlo, sino que, debemos conocer qué aspecto influyen en ese aspecto general de nuestro perro para que podamos cuidarlo correctamente por dentro y por fuera.

Antes de empezar a mimar el pelo de tu mascota es importante conocerlo. ¿Sabías que el pelo de tu can tiene distintas capas y que estas son distintas según el tipo de perro? De hecho, hay tantos tipos de pelo de perro como perros.

Las capas del pelo de perro

El perro de un perro se compone de queratina, una sustancia proteica que se genera en unos folículos donde hay muchos pelos, uno denominado pelo profundo, situado en el manto inferior del perro; y otro llamado pelo protector, que es el que más se ve. El pelo protector, el que se ve a simple vista, es más grueso y largo y su función es la de proteger la piel de nuestra mascota antes cualquier agresión. Los pelos profundos son mucho más finos y densos y su función es la de asilar el cuerpo del perro. Hay que tener en cuenta que hay perros que carecen de pelo profundo, por lo que sus cuidados deben ser distintos.

Cuidar el pelo del nuestro perro, qué tener en cuenta

A la hora de cuidar el pelo de nuestra mascota debemos tener en cuenta las fases biológicas del pelo, así como el tipo de pelo que vamos a tratar. El pelo de tu mascota no es el mismo durante todo el año. De hecho, durante los 12 meses vive fases distintas. La primera es la fase anágena o de crecimiento; la segunda, la de transición o catágena, que es cuando más se cae el pelo; y finalmente, la fase telógena o de reposo. También debemos tener en cuenta el tipo de pelo de nuestro perro, ya que las necesidades de un pelo corto no son las mismas que las de un pelo largo.

Trucos para que nuestro perro luzca un pelo perfecto

  1. Una de las bases de la belleza del pelo de nuestro perro es el cepillado. Además de ayudarnos a mantener su pelo limpio, nos ayuda favorecer la circulación, porque las púas ejercen un masaje sobre la piel de nuestra mascota.

  2. Cepilla el pelo de tu perro siempre antes del baño y en seco. Hazlo encima de una toalla para evitar que se llena la casa de pelo e intentar tener un tono amable y tranquilizador mientras cepillas a tu can para conseguir que este esté sentado y tranquilo.

  3. Lo ideal es cepillar a tu perro todos los días o, como mínimo, un par de veces a la semana. Debes tener en cuenta que los perros de pelo largo necesitan de más cepillados para evitar que en su pelo se formen nudos.

  4. Utiliza el cepillo adecuado en función del tipo de pelo. Por ejemplo, los perros de pelo largo necesitan cepillos de púas largas y rígidas. También puedes usar cepillos de goma, tipo guante, que ayudan a eliminar restos de suciedad.

  5. Si vas a bañar a tu perro en casa, no olvides colocar una alfombrilla de plástico para evitar que se resbale.

  6. La elección del champú también es algo importante a la hora de cuidar el pelo de tu perro. A la hora de escogerlo debes tener en cuenta si lo tiene lacio o rizado, si es corto o largo, si tiene tendencia a hacer nudos. Nunca utilices champú para humanos, ya que podría provocarle alergias y heridas a tu perro. El pH del champú de nuestro perro no debe superar el 5.5. Antes de comprarlo, nuestro consejo es que consultes con un experto que te diga cuál es el mejor.